Comunicado de prensa
23 de diciembre de 2009

El Departamento Estatal de Servicios de Salud de Texas advierte a los consumidores, especialmente a las mujeres embarazadas o lactantes, que eviten consumir un producto tradicional llamado "Nzu" debido a posibles riesgos de salud por niveles elevados de plomo y arsénico. 

El Nzu, el cual se consume como un remedio tradicional para las náuseas del embarazo, fue encontrado en dos tiendas de productos especializados africanos por los inspectores de alimentos del DSHS -una en el área de Dallas y la otra en Houston. También se localizó en un distribuidor de Houston. El producto generalmente es parecido a bolas de arcilla o lodo y también se le llama arcilla Calabash, piedra Calabar, Mabele, Argile y La Craie. 

Los análisis de laboratorio del DSHS encontraron niveles elevados de plomo y arsénico en este producto.

La exposición al plomo puede resultar en un número de efectos dañinos y en un niño en desarrollo es particularmente riesgoso por los efectos en el cerebro y en el sistema nervioso. El arsénico es un carcinógeno y la exposición excesiva a largo plazo se ha asociado con una variedad de efectos adversos a la salud, incluidos cánceres de la vejiga urinaria, del pulmón y de la piel.

El Nzu puede venir recubierto de un “polvo” café o blanco y normalmente se vende en bolsas plásticas pequeñas con una etiqueta escrita a mano que lo identifica como “Nzu” o “Nzu Salado”.

Todo aquel que ha venido ingiriendo este producto debe contactar a su proveedor médico.

La fuente del producto en Texas todavía no se conoce. Los inspectores del DSHS continúan investigando.

-30-

(Contacto para los medios de comunicación: Allison Lowery, Subjefe de Prensa, 512-458-7400).

Oficina de Prensa del DSHS en Twitter

Última actualización 27 de diciembre de 2013