• Visión: Un Texas sano

    Misión: 

    Mejorar la salud, la seguridad y el bienestar de los texanos mediante una buena administración de los recursos públicos y concentrarnos en las funciones esenciales de la salud pública.

  • Texas 211

El DSHS cierra la Bahía de Galveston a la pesca de ostión

Comunicado de prensa
12 de marzo de 2014

El Departamento Estatal de Servicios de Salud de Texas ha cerrado temporalmente todo el sistema de la Bahía de Galveston a la pesca de ostión, almeja y mejillón a causa de niveles elevados de un tipo de alga que puede producir una toxina en ciertos mariscos. Los pescadores comerciales y recreativos no deberían pescar ostión, almeja ni mejillón en la Bahía de Galveston hasta nuevo aviso.

El cierre preventivo, el cual entra en efecto a medianoche hoy, viene después de que personal del DSHS encontrara niveles elevados del alga Dinophysis en la bahía. La toxina producida por el alga Dinophysis, el ácido okadaico, puede acumularse rápidamente en el tejido del ostión, la almeja y el mejillón y causar envenenamiento diarreico por mariscos, también conocido como DSP, en las personas que consumen el marisco afectado. Entre los síntomas del DSP están el vómito, la diarrea, la náusea y los retorcijones. Este no pone en peligro la vida y generalmente no causa efectos duraderos. Cocinar los mariscos no destruye la toxina.

El DSHS no tiene conocimiento de que dichos tipos de mariscos hayan provocado alguna enfermedad en los humanos hasta el momento. Los mariscos pescados en Texas antes del cierre no significan ningún riesgo de salud elevado. La toxina no afecta a otras especies de marisco, como el camarón, el cangrejo o el pez, por ejemplo.

Aunque el alga Dinophysis se da naturalmente en el mar y los estuarios, normalmente no se encuentra en niveles altos a lo largo de la costa de Texas. En 2008, 2010 y 2013, el alga Dinophysis produjo una toxina en el ostión e hizo necesario que el DSHS cerrara la pesca en ciertas áreas.

El DSHS seguirá vigilando las aguas afectadas y le hará pruebas al ostión para determinar cuándo se podrá reanudar la pesca. Ya que el DSHS con frecuencia abre y cierra áreas a la pesca a causa de distintas condiciones, los pescadores deberían verificar el estado de las bahías de Texas llamando al DSHS al (800) 685-0361. La temporada pública del ostión termina el 30 de abril en Texas.

-fin del comunicado-

(Contacto mediático: Chris Van Deusen, Funcionario de Prensa del DSHS, 512-776-7753)

Página en inglés de la Oficina de Prensa del DSHS en Twitter

Última actualización 10 de abril de 2014