La Enfermedad de Células Falciformes

Células falciformes:  El Rasgo  |  Recursos

Página en inglés 

La enfermedad de células falciformes incluye un grupo de trastornos sanguíneos relacionados que afectan los glóbulos rojos. La enfermedad es causada por una alteración en el gen de la hemoglobina, la sustancia en los glóbulos rojos que se encarga de transportar el oxígeno en la sangre. 

Células sanguíneas normales y con forma de hoz.Los glóbulos rojos de una persona que tenga la enfermedad se deforman y pueden adquirir la apariencia de hoz, y volverse duros y pegajosos. Los glóbulos rojos se ven entonces curvados o con forma arqueada o de media luna. En una persona sana, los glóbulos rojos tienen una forma redonda, como de dona. 

Existen varios tipos de enfermedad falciforme, el más común de los cuales es la anemia de células falciformes (enfermedad de la Hb SS). Otros tipos de enfermedad de células falciformes se deben a distintas alteraciones en la hemoglobina que, en combinación con la hemoglobina S, pueden causar problemas. 

Los trastornos de la hemoglobina se conocen también como hemoglobinopatías y son enfermedades poco frecuentes de la sangre que afectan la hemoglobina. 

A Quiénes Afecta 

La enfermedad de células falciformes afecta por igual a hombres y mujeres, y es hereditaria. Esto significa que se transmite de padres a hijos cuando tanto el padre como la madre tienen la enfermedad o el rasgo. Esta enfermedad no es contagiosa; es decir, no se transmite al tocar o estar cerca de alguien que la padezca. 

Personas de numerosos grupos étnicos pueden tener la enfermedad. Ocurre con mayor frecuencia en personas de ascendencia africana, pero también se encuentra en quienes tienen ascendientes indígenas americanos o procedentes de regiones de Asia, India, América Latina, el Mediterráneo y el Medio Oriente. Todos los recién nacidos de Texas se someten a pruebas de detección (PDF, folleto) de la enfermedad de células falciformes, así como de otras afecciones que, en total, suman más de 50. 

Qué Sucede 

Quienes padecen la enfermedad tienen periodos de buena salud alternados con episodios de enfermedad. Los periodos de enfermedad se conocen como crisis de dolor por células falciformes. La enfermedad puede causar complicaciones graves como neumonía, daño a diversos órganos, hinchazón de manos y pies, dolores en el pecho y dificultad para respirar, sangre en la orina, fiebre, accidente cerebrovascular, úlceras en las piernas, infecciones, ictericia, cálculos biliares, anemia, complicaciones durante el embarazo, así como erecciones dolorosas en los hombres. 

El tratamiento temprano es fundamental. Algunos tratamientos se encuentran aún en etapa de investigación. La enfermedad de células falciformes puede controlarse por medio de: 

  • Medicamentos
  • Transfusiones de sangre
  • Terapia con oxígeno
  • Líquidos intravenosos
  • Suplementos vitamínicos

Esta enfermedad puede curarse mediante un trasplante de médula ósea. 

Recursos Sobre la Enfermedad de Células Falciformes 

Vea los recursos sobre la enfermedad de células falciformes, incluidas listas de especialistas y otros profesionales de la salud, información educativa y videos, organizaciones de servicio directo y de apoyo, así como otra información. 

El Rasgo de Células Falciformes

Obtenga información sobre el rasgo de células falciformes. Una persona con esta afección sanguínea hereda un gen con hemoglobina normal y otro gen con hemoglobina falciforme. 


Este sitio web y los materiales educativos relacionados de ninguna manera reemplazan una consulta informada entre un paciente y su proveedor de atención médica. Los enlaces externos a otros sitios tienen un fin meramente informativo y no están respaldados por el Departamento Estatal de Servicios de Salud de Texas. Asimismo, dichos sitios podrían no ser accesibles a personas con discapacidad. 

Última actualización 19 de julio de 2019